Blog de Ana Maria Lajusticia

Selector de Blog Entra al Blog

CONMOVEDORA HISTORIA REAL - TESTIMONIO DE LA MARCA

Hoy presentamos una conmovedora historia real en la que Ana María Lajusticia y sus productos fueron puntos de luz en un periodo de cambios que despertaron en nuestra seguidora emociones y reacciones totalmente desconocidas de ella misma.


“Llevaba años sin salir de casa luego de tener tres niñas seguidas y una depresión post parto. Me sentía muy cansada y me dolía todo, estaba todo el tiempo sin ánimo, todo me irritaba y cuando me iba a venir la regla todo me superaba me daban verdaderos problemas con mi núcleo familiar. Sin embargo, yo no entendía porque me sentía así… llegué a pensar que tenía algo malo… que estaba enferma de algo ! Hasta que un día oí hablar en la tv sobre el magnesio. Fue entonces cuando entre en la página, leí para que era y empecé a tomarlo.Los dolores se fueron como maravillosamentepero lo demás, el estado anímico, ufff…. entonces al poco salió a la venta el Triptófano con magnesio + vit. B6!!! Y me salvó!!He de decir que salvó literalmente mi vida porque no era vida lo que me pasaba… hoy ya llevo tomándolo meses seguidos y tengo equilibrio emocional -¡me agobio por situaciones normales de la vida pero no me superan!- Los síntomas de la regla que tenía ya no los tengo…ya no tengo dolores en el cuerpo ni los dolores de cabeza que tenia y ya no tengo ese mal humor incontrolable.

Tengo 46 años y mis hormonas empiezan a estar algo descontroladas. Sin embargo, desde que empecé con el Triptófano me siento mucho mejor. A todas las mujeres que veo igual les digo que lo tomen porque creen que tienen depresión y, ¡¡no!! ¡Es una carencia! ¡Que fuerte!

Agradecida eternamente a Ana María Lajusticia no tendría jamás como pagarle!! Dios me la bendiga mucho más y a todos ustedes!!”

 

Ana María Lajusticia Bergasa nació en Bilbao el 26 de julio de 1924.

Como ha contado en más de una ocasión: “He estado 21 años con un corsé de varillas; sé lo que es estar enferma, sé lo que es estar bien”. Se refiere a la prescripción médica que le hicieron en 1955 y que siguió a pies juntillas hasta 1973. Con 43 años le fue diagnosticada una diabetes tipo II que no auguraba la longevidad y extraordinaria que exhibe hoy en día. Gracias a su formación como química investigó hasta dar con el problema: su alimentación era muy deficiente. Carecía de aportes proteínicos y vitamina C, se excedía en el consumo de hidratos de carbono y las verduras que consumía eran pobres en magnesio.

Mediante un cambio en la dieta y un incremento significativo de aportación de magnesio, su vida cambió. Con 52 años dejó de usar corsé y tuvo que enfrentarse a las consecuencias de la atonía muscular que ese andamio artificial había provocado en su espalda. La propia curación, el descubrimiento en la propia piel de lo mucho y bueno que puede hacer una alimentación corregida y ajustada convirtió a la vasca en un paladín de la causa del magnesio y de otros elementos que tanto bien hacen a nuestra salud.

Qieres saber más sobre ella? Haz clic aquí.

2 respuestas a “CONMOVEDORA HISTORIA REAL – TESTIMONIO DE LA MARCA”

  1. Maria Ines dice:

    Estoy interesada en adquirir sus productos, vivo en la ciudad de La Ceiba Honduras América Central.

    • Ana María Lajusticia dice:

      Buenos días,
      En primer lugar, agradecerle el interés mostrado en nuestros productos.
      Informarle que actualmente nuestros productos solo se venden en España, Portugal, Francia, Alemania, Polonia, Bolivia y Estados Unidos. Actualmente ya estamos trabajando para comercializar nuestros productos en Latino América. Cuando estén disponibles lo anunciaremos a través de nuestra web y redes sociales.
      Sin embargo, los libros de Ana Mª Lajusticia sí se venden en Latinoamérica; puede consultar donde comprarlos a través de este link: http://www.edaf.net/contacto.html
      No olvide seguir nuestras redes sociales, web oficial http://www.anamarialajusticia.es y blog blogaml.com donde periódicamente compartimos consejos sobre nutrición, vídeos y anunciamos las nuevas intervenciones de la Sra. Ana Maria Lajusticia. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *